cat, feline, pet-1313477.jpg

Embarazo en Perros y Gatos

El embarazo de nuestras mascotas puede ser planeado pero la mayoría de las veces viene como una gran sorpresa para las familias. ¡Las perras pueden quedar embarazadas desde los 5 meses, y algunas gatas pueden quedar embarazadas desde los 4 meses! Las perras y las gatas pueden quedar embarazadas cuando están en celo. A menudo, las familias no se dan cuenta de que sus mascotas jóvenes están en celo, ya que el primer celo puede tener síntomas muy sutiles.

 

Las perras entran en celo cada 6 meses y las gatas suelen tener sus celos basados en las estaciones del año.  Durante ciertas épocas del año entrarán en celo con frecuencia cada pocas semanas y luego no entrarán en celo durante otras estaciones. La razón de ser estacional es que es mejor para ellas dar a luz a sus gatitos durante los meses cálidos. El momento y la frecuencia en que una gata entra en celo es variable en cada individuo y en el lugar donde vive.

 

Los embarazos de las perras duran alrededor de 63 días y los embarazos de las gatas duran en promedio 65 días. Los veterinarios pueden diagnosticar el embarazo alrededor de 20 días después del apareamiento. Por lo general, las familias descubren que la mascota está embarazada cuando el abdomen se vuelve más redondo y muestran agrandamiento de los pezones. La ecografía abdominal puede mostrar gatitos y cachorros, y según el tamaño de la camada los veterinarios también pueden palpar fetos dentro del abdomen, también hay análisis de sangre que se pueden realizar para diagnosticar el embarazo. La mayoría de los veterinarios recomiendan una radiografía del abdomen para ver los esqueletos de los fetos, pero estos solo se podrán ver al menos 45 días después del apareamiento. Estas radiografías pueden mostrar un número aproximado de fetos que pueden ayudar a las familias a saber cuántos cachorros o gatitos va a tener la mascota.

 

Lleva a tu mascota a su veterinario si sospecha que está embarazada. Durante esta visita prenatal su veterinario le recomendará la desparasitación y los cuidados adecuados. Por lo general, las perras y gatas preñadas no deben vacunarse. A las mascotas embarazadas se les debe ofrecer alimentos de alta calidad. Darles a las perras embarazadas dietas para cachorros y a las gatas embarazadas dietas para gatitos es una buena manera de brindarles todos los nutrientes que necesitan para dar a luz y amamantar a sus bebés. Recomendamos brindarle a su mascota un área limpia, tranquila, segura y cómoda para que pueda dar a luz y criar a sus crías lejos de otras mascotas.

¿Te sirvió esta información? ¡Compártela a quien creas que le puede servir!

Artículos relacionados